¿Cuál es la presión adecuada de las ruedas para tu patinete eléctrico? Te damos más detalles

¿Te ha gustado este artículo?
Puntuación: 0 basado en 0 valoraciones

Explorar la ciudad en tu patinete eléctrico es una experiencia emocionante que combina la eficiencia de la movilidad personal con la diversión de un paseo al aire libre. Pero en medio de toda la emoción, hay un detalle crucial que puede influir en tu aventura sobre ruedas: la presión adecuada de las ruedas. En este artículo, vamos a desentrañar los secretos detrás de la presión óptima, abordar cómo lidiar con pinchazos inoportunos y aprender a mantener tus ruedas en la mejor forma posible. ¡Prepárate para rodar con confianza y estilo!

¿Qué presión tienen las ruedas de un patinete eléctrico?

La presión recomendada para las ruedas del patinete eléctrico varía según diversos factores, como el peso del conductor y el tipo de terreno.

Si eres un usuario que pesa entre 50 y 70 kg, las recomendaciones para la presión de las ruedas son las siguientes:

  • Rueda delantera: 2,68 – 2,75 bares
  • Rueda trasera: 2,75 – 3,44 bares

Si tu peso oscila entre 70 y 90 kg, considera los siguientes valores:

  • Rueda delantera: 2,75 – 3,10 bares
  • Rueda trasera: 3,10 – 3,79 bares

Para quienes tienen un peso entre 90 y 100 kg, las presiones adecuadas son:

  • Rueda delantera: 2,75 – 3,44 bares
  • Rueda trasera: 3,44 – 4,13 bares

Si te encuentras en la categoría de 100 kg en adelante, estas son las recomendaciones:

  • Rueda delantera: 3,44 – 3,79 bares
  • Rueda trasera: 4,13 – 4,48 bares

Presión de las ruedas del patinete según cada marca

Marca Presión según fabricante – bares
SmartGyro 2,75
Dualtron 3,44
Cecotec 3,10 – 3,44
Xiaomi 3,44
NIU kqi2 3,10 – 3,44
SMARTGYRO Raptor 3,10 (para todos los modelos excepto el K2 en el que la presión recomendada es de 2,06 – 3,79)

¿Qué hacer en caso de pinchazo?, ¿cómo hincharlas?

Ningún viaje está exento de obstáculos, y los pinchazos pueden ser uno de los retos inesperados. Aquí hay un plan de acción en caso de que te encuentres con una rueda desinflada:

  1. Busca un lugar seguro: cuando te des cuenta de que tienes un pinchazo, busca un lugar seguro para detenerte y realizar las reparaciones necesarias.
  2. Inspecciona el daño: examina la rueda para identificar el área afectada y asegúrate de que no haya objetos incrustados que puedan dañar aún más la rueda.
  3. Reemplaza la rueda o repara el pinchazo: si tienes una rueda de repuesto, cámbiala con la rueda dañada. Si no, un kit de reparación con parches y pegamento puede ser tu mejor amigo en esta situación.
  4. Infla la rueda: una vez que hayas reemplazado la rueda o realizado la reparación, llega el momento de inflarla. Utiliza un inflador adecuado con un manómetro para asegurarte de que la presión esté dentro del rango recomendado.

El proceso de inflado es más que simplemente “llenar” la rueda. Conecta el inflador a la válvula de la rueda (normalmente Schrader), y mientras lo haces, mantén un ojo en el manómetro para asegurarte de que estás alcanzando la presión correcta. Una vez que lo hayas logrado, desconecta el inflador y asegura la tapa de la válvula.

Tus ruedas siempre en condiciones

En tu búsqueda de aventuras urbanas sobre ruedas eléctricas, no subestimes la importancia de la presión adecuada de las ruedas. Mantenerlas en el nivel de presión recomendado no solo mejora el rendimiento de tu patinete, sino que también contribuye a tu seguridad en la carretera.

Hablando de seguridad, considera proteger tu inversión de tu transporte de movilidad personal con un seguro para patinetes eléctricos como el que ofrece Occident, ya que puede brindarte tranquilidad mientras te desplazas por la ciudad. Ahora, ¡prepárate para disfrutar de la libertad de la movilidad eléctrica en su máxima expresión!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 × 5 =